Hasta seis valencianistas pueden disputar el Mundial

El torneo más importante de todos, la Copa del Mundo, dará el pistoletazo de salida el próximo 14 de junio con el duelo inaugural entre Rusia y Arabia Saudí. Dicho de otra manera, el Mundial está a la vuelta de la esquina, por lo que es buen momento para analizar las posibilidades de los jugadores del Valencia de viajar este próximo verano hasta tierras rusas.

Rodrigo Moreno (España)
Formado a caballo entre el Celta de Vigo y el Real Madrid, el actual delantero del Valencia ha entrado de manera regular en los planes de Julen Lopetegui y ha sido titular en varios partidos de máximo nivel respondiendo a las oportunidades con goles. De hecho, su efectividad de cara a puerta puede otorgarle el visado al Mundial. Autor de 16 dianas con el conjunto valencianista, Rodrigo es el máximo goleador nacional de LaLiga por detrás solo de Iago Aspas (20). Dentro de la lista provisional de Lopetegui, deberá pelearse con Diego Costa, Aspas y Álvaro Morata por las tres plazas para la delantera. A Rodrigo le beneficia el estilo de la ‘Roja’. Del ramillete de atacantes de España es el que mejor encaja en el sistema, aunque la titularidad parece reservada para Costa y será con el que la Selección debute ante Portugal el 15 de junio, otra de las candidatas a levantar el trofeo en Rusia.
Nadie mejor que Lopetegui sabe lo que Rodrigo puede aportar al grupo, ya que le tuvo bajo su supervisión en las categorías inferiores y juntos conquistaron el Europeo Sub 21 de 2013. El de Rusia podría ser su primer campeonato internacional con la absoluta, en el que podría coincidir con otros miembros de su generación como Thiago Alcántara, Dani Carvajal, David de Gea e Isco Alarcón, entre otros.

Dani Parejo (España)
Al ojito derecho de Alfredo di Stéfano le ha costado alcanzar el nivel de juego que se le auguraba cuando despuntaba en Valdebebas. Pilar del proyecto de Marcelino García Toral, Dani Parejo lleva varias temporadas llevando la manija del juego en el equipo ‘ché’. Sin embargo, ha dado, como todo el grupo, un salto cualitativo con el cántabro, figurando como una pieza clave en el cuarto puesto logrado en la presente temporada. Durante mucho tiempo, Parejo ha sonado como un candidato para entrar en la lista de España tanto en la etapa de Vicente del Bosque como en la del actual seleccionador. La primera llamada, no obstante, no le llegó hasta el pasado mes de marzo. Lopetegui le incluyó en la relación de jugadores para disputar los amistosos ante Alemania y Argentina, llegando a debutar con la absoluta a los 29 años en la victoria por 6-1 ante la albiceleste en el Wanda Metropolitano.
El mayor hándicap de Parejo es el desenvolverse en una línea con infinidad de alternativas para el técnico vasco. De hecho, habrá más de un descarte sonado. Jugadores del caché de Ander Herrera, Sergi Roberto o Rodri Hernández se quedarán sin sitio en los planes de Lopetegui.

Gonçalo Guedes (Portugal)
El joven portugués está llamado a ser uno de los escuderos de Cristiano Ronaldo en el Mundial. Guedes ha encontrado en el Valencia la continuidad negada en el PSG para demostrar todo el talento que atesora en sus botas. El club valencianista está más que encantado con el rendimiento ofrecido en el periodo de cesión por parte del PSG y se está planteando incluso adquirir al delantero en propiedad. Marcelino quiere una plantilla de dos jugadores por puesto para la próxima temporada, en la que el Valencia volverá a la Champions League, y Guedes entra dentro de sus planes.
Con Portugal, Guedes actúa por norma general al lado de Ronaldo como segunda punta y alejado de la banda. Más cerca del área, tendrá muchas opciones de explotar sus muchos recursos para hacer gol y liberar, en este sentido, a Ronaldo de tanta responsabilidad ante el arco rival. A sus 21 años no es todavía un fijo en el once de Portugal y posiblemente le toque esperar su turno en el banquillo. Andre Silva (AC Milan) se perfila como la primera opción para Fernando Santos al lado del madrileño.

Neto (Brasil)
El actual portero del Valencia ejercerá el rol de tercer portero con Brasil en la Copa del Mundo. Alisson (Roma) es, a día de hoy, indiscutible para Tite. No en vano disputó 16 de los 18 encuentros de clasificación de las Eliminatorias Sudamericanas al Mundial, postulándose Ederson Moraes (Manchester City) como la principal alternativa al puesto. A sus 28 primaveras ha alcanzado la madurez bajo el arco en Mestalla y ha demostrado que era un digno candidato para ocupar la portería de la Juventus. Neto es muy completo y, aunque tiene contrato en vigor hasta 2021, podría emprender el viaje de vuelta a Italia solo un año después de su llegada. Y es el que el Napoli le ve como el digno sucesor de Pepe Reina.

Nemanja Maksimovic (Serbia)
La presencia del pivote puede ser importante para que Serbia supere con éxito la primera fase y acceda a los octavos de final. Los balcánicos no tuvieron el azar de lado porque deberán pelear por la segunda plaza del Grupo E con Suiza y Costa Rica, ya que la primera parece asignada de antemano a Brasil. Los brasileños son los claros favoritos al primer puesto, pese a la baja de Dani Alves, al contar en sus filas con jugadores del talento de Neymar, Coutinho o Roberto Firmino.
Maksimovic está, a sus 23 años, por asentarse en la absoluta de Serbia, aunque ya estuvo en la lista de su país para los amistosos de marzo ante Marruecos y Nigeria, en los que los serbios firmaron una victoria y una derrota. Superaron a los nigerianos y cayeron con Marruecos por 1-2.

Geoffrey Kondogbia (Francia)
Pese a no haber contado para Didier Deschamps para la fase de clasificación, Kondogbia puede ser una de las sorpresas entre los 23 elegidos por el técnico galo en el objetivo por emular el resultado de 1998, año en que la selección francesa ganó su hasta ahora único título mundial. Le avala la buena campaña que ha firmado a las órdenes de Marcelino. Kondogbia es un portento físico y el jugador más parecido a Paul Pogba con el que puede contar. El de Manchester United no ha cuajado su temporada más brillante y podría quedar relegado a un segundo plano con Francia, abriéndose una puerta para Kondogbia y otros futbolistas.
En el Valencia, está otra vez al nivel de sus dos años en el Sevilla, cuando toda Europa pujaba por sus servicios. Al final se decantó por el AS Mónaco, donde no llegó a cuajar como tampoco lo hizo más tarde en el Inter de Milán. Ahora en el Valencia es otra vez ese medio centro capaz de abarcar mucho campo, uno que aporta en la destrucción y también en la creación de juego. Marcelino ya ha dado el visto bueno a su continuidad, por lo que el club de Peter Lin hará efectiva la opción de compra por 25 millones de euros que debe ejecutar antes de que finalice su cesión por el Inter. La posible venta de Rodrigo permitiría al Valencia ejecutar esta operación y también la de Guedes para mantener un bloque lo más parecido posible al que ha obtenido la cuarta plaza.

Comentarios: 0

Tu email no será publicado. Los campos requeridos estan marcados con *