El conseller de Economía anima a las empresas a fomentar “la igualdad salarial y a reducir la precariedad, que afecta más a las mujeres”

El conseller de Economía Sostenible, Sectores Productivos, Comercio y Trabajo, Rafa Climent, ha animado a las empresas a “fomentar la igualdad salarial de género y también a reducir la precariedad contractual, que afecta más a la mujeres, porque el derecho a recibir el mismo salario por un trabajo del mismo valor, tiene que dejar de ser una aspiración, para convertirse en una realidad”. Según el conseller, “hemos de invertir en igualdad, porque la inversión en igualdad es rentable, ya que las empresas que fomentan la igualdad de género tienen más éxito”.

Rafa Climent ha realizado estas declaraciones con motivo del Día Europeo de la Igualdad Salarial, que se celebra cada 22 de febrero. En esta fecha la UE recuerda que las mujeres europeas cobran de media un 15% menos que sus compañeros varones, por lo que deben trabajar 418 días para igualar el sueldo que los hombres reciben en un año.

La última encuesta de estructura salarial publicada por el INE, correspondiente a 2015, indica que en la Comunidad Valenciana las mujeres ganan al año un 25,5% menos de lo que gana un hombre. Las ganancias medias anuales de los hombres fueron de 23.919,14 euros mientras que el de las mujeres fue 17.811,38 euros. La ganancia media por hora trabajada del hombre fue del 14,81 por ciento más respecto al salario por hora de la mujer.

El conseller ha explicado que esta brecha salarial de género se produce “no se sólo por una cuestión en el ámbito salarial, sino también por motivos contractuales, ya que las mujeres sufren más la precariedad laboral, trabajan con más contratos temporales o a tiempo parcial, y los mandos intermedios de las empresas están ocupados mayormente por hombres”.

El número de mujeres que ganan menos de 1.000 euros son más del doble que en el caso de los hombres. La desigualdad salarial afecta más a aquellas trabajadoras con menor nivel de estudios y también se incrementa con la edad, resultando especialmente preocupante la situación de las trabajadoras de más de 60 años.

Por sectores, donde se producen mayores diferencias son en aquellos de actividades artísticas, científicas e industriales, y la brecha salarial también es más alta en el sector privado que en el público, y mayor en las grandes y medianas empresas que en las pequeñas.

Políticas de igualdad de género

La Conselleria de Economía Sostenible ya ha empezado a incorporar cláusulas sociales en las licitaciones de contratos y en las convocatorias de ayudas y subvenciones, atendiendo al principio de promoción de la igualdad de género y el acceso de las mujeres al mundo laboral en igualdad de condiciones.

El conseller también ha recordado que la Consellería en 2018 destinará 11,8 millones de euros en sus políticas activas de empleo de calidad con perspectiva de género, y una línea con 30.000 euros para el funcionamiento de una Cátedra en la Universitat de València orientada al conocimiento y difusión de la economía feminista.

Además, la Conselleria de Economía, en coordinación con la Inspección de Trabajo, ha puesto en marcha una campaña de información y sensibilización para luchar contra la economía sumergida para eliminar el fraude que, en el caso del sectores como la limpieza del hogar, limita los derechos de las trabajadoras .

Comentarios: 0

Tu email no será publicado. Los campos requeridos estan marcados con *