La importancia de l’Horta en la conquista de Valencia

La Comunidad Valenciana celebra su día grande; el 9 de octubre. Una fecha histórica que conmemora la entrada de Jaime I a la ciudad de Valencia.

La comarca de l’Horta tuvo un gran peso en la conquista de la ciudad. Según explica el historiador, cronista de El Puig y experto en Jaime I, Julio Badenes, “Jaime I tuvo una gran relación con los municipios de l’Horta. No se puede explicar la conquista de Valencia sin destacar la importante labor que hicieron estas localidades, que en aquel momento se llamaban alquerías musulmanas, para que la conquista se pudiera llevar a cabo”.

Jaime I tenía claro su objetivo; conquistar la ciudad y para ello se desplazó desde Teruel hasta El Puig. A su paso hasta llegar entró en Moncada dónde hizo una inclusión. También pasó por Sagunto y Puçol dónde “los musulmanes les atacaron” pero finalmente consiguió llegar a El Puig y al castillo.
Jaime I escogió el municipio de El Puig, su montaña de la Patà y los restos del castillo para preparar su conquista. Según explica Badenes, “Alfonso El Casto como Pedro I El Católico, todos ellos tenían en mente la conquista de Valencia pero ninguno lo consiguió hasta que llegó Jaime I”.

Reconstrucción del castillo
Jaime I mandó reconstruir el castillo y desde la cima controlaba el mar, las montañas y las inmediaciones a la ciudad. Según Badenes, “el castillo de El Puig era el vértice para controlar la costa, las montañas y Valencia ciudad. Además, para Jaime I era muy importante los municipios que conforman ahora la comarca de l’Horta, Paterna, Torrent… eran las poblaciones que abastecían a la ciudad de Valencia”.
Jaime I tuvo muchas dificultades, la falta de apoyos de guerreros o incluso intentos de traición. Es por eso que Jaime I decide reunir a sus caballeros en la Iglesia de El Puig y ahí delante de la Virgen de El Puig les dice que es conocedor de que se está perpetrando una traición pero él les asegura que van a conquistar Valencia. Una vez más, sus palabras volvieron a convencer a sus caballeros para  llevar acabo la conquista.
Para llegar a Valencia, Jaime I, utilizó la vía Augusta. Pasó por Sagunto, Puçol, La Pobla de Farnals y paralelo a la costa se adentró en la ciudad.
Según explica el historiador Julio Badenes “el resto de poblaciones como Paterna o Torrent, que eran alquerías con poblaciones musulmanas se fueron rindiendo al ver el avance de Jaime I y que no podían hacer nada para evitarlo”.

Así era Jaime I

Jaime I era un hombre tremendamente religioso. Según explica el historiador y experto en Jaime I, Julio Badenes «la conquista de Valencia es para Jaime I una misión divina. En su autobiografía siempre habla de Dios, de la Virgen e incluso hace referencias a ellos en plural”, afirma. Y es que “no se puede entender al hombre medieval y esa época sin la religión”.
La personalidad de Jaime I, según explica el experto en su figura Julio Badenes, “era una persona enérgica, firme y muy perseverante ya que pese a las trabas, él se mantuvo fuerte y constante”.
Según Badenes «era tal su convencimiento de que iba a ser capaz de conquistar la ciudad que incluso, cuando sus tropas estaban decaídas, trajo a su mujer e hija para que se dieran cuenta que, si traía a su familia, era porque estaba convencido de que la conquista era posible y no existía peligro».

Comentarios: 1

Tu email no será publicado. Los campos requeridos estan marcados con *