Benetússer reformará sus centros docentes con una inversión de más de 7 millones

Educación ya ha autorizado la subvención de los trabajos a realizar en varios colegios y el instituto

El Ayuntamiento de Benetússer ha recibido esta semana dos autorizaciones por parte de la Conselleria de Educación para la subvención de los trabajos de adecuación de instalaciones, construcción de gimnasio, adecuación de calderas, ventanales y baños para los CEIP Vicent Ricart y al CEIP Blasco Ibáñez. Estas dos autorizaciones se suman a la ya concedida y aprobada destinada a mejorar la eficiencia energética del IES María Carbonell i Sánchez.

En el caso del CEIP Vicent Ricart se destinarán 2.267.512 euros para acometer entre otras cosas la accesibilidad y adecuación del patio de juegos, la construcción de un gimnasio, la adecuación de ventanales y baños y la mejora de los sistemas de calefacción. Por su parte al CEIP Blasco Ibáñez irán destinados 5.099.238 euros que contemplan la accesibilidad, instalación de ascensor, construcción de gimnasio, ampliación del aulario de infantil, adecuación de baños, sistemas de calefacción, ventanales y también los sistemas eléctricos. A estas dos cantidades habría que sumar los 72.617 euros de la actuación ya aprobada en el IES María Carbonell.

La subvención está contemplada en tres anualidades 2018, 2019 y 2020, siendo el primer año, el que corresponde a la redacción y licitación del proyecto que se deberá realizar por fases en estos tres años del programa.

A la espera de la autorización del CEIP Cristóbal Colón

La concejalía de Educación del Ayuntamiento de Benetússer se mantiene a la espera de una autorización más, la del CEIP Cristóbal Colón, el único de los 3 centros que desde el principio está contemplada por Conselleria. El consistorio, a petición de Conselleria, está realizando un estudio de estructuras para poder llegar al siguiente paso de aceptación de las memorias presentadas, el cual está previsto que se dé en septiembre.

“Los centros educativos están muy deteriorados y necesitan de una intervención urgente. Los ayuntamientos no disponemos de medios ni competencias para poder abarcar esa situación, pero gracias al programa Edificant de la Generalitat se nos ha delegado las competencias a las administraciones locales para poder acometer estas mejoras. Creemos que ha sido todo un acierto”, explica Ana Martín, concejala de Educación.

La concejalía de Educación trabaja desde hace meses en el proyecto que en diciembre se pasó por el consejo escolar de cada centro y posteriormente consejo escolar municipal. También ha sido trabajado por los propios centros y las AMPA a los que se les solicitó que marcaran las necesidades que contemplaban en cada uno de sus centros.

Comentarios: 0

Tu email no será publicado. Los campos requeridos estan marcados con *